Trampas frecuentes de las pólizas de seguros de vida

Escrito por: Lic. Javier Quintana

En todo el mundo se ha visto un incremento en los casos de incumplimiento de pago de las aseguradoras, tanto que varios grupos de abogados de seguros han realizado distintas investigaciones para conocer los casos más recurrentes; los seguros de vida son los que más quejas han tenido, muchas aseguradoras (aún las de gran prestigio) se han negado a pagar a los beneficiarios del asegurado fallecido, con argumentos como datos erróneos o fallecimientos con causas no estipuladas en la póliza. A continuación hablaremos sobre las trampas que constantemente nos ponen las pólizas de seguros de vida.

Cláusulas estrictas o engañosas

La mayoría de las pólizas se elaboran bajo el supuesto de que el asegurado tenga una voluntad defraudatoria evidente, por ejemplo, ocultar una enfermedad para asegurar que los beneficiarios del asegurado cuenten con una cantidad económica que les permita sobrellevar su fallecimiento. Esta situación propicia que las aseguradoras se cubran las espaldas y busquen todas las formas posibles por prevenir el fraude y ahorrarse pagos innecesarios.

Antes de firmar nuestra póliza debemos leer y analizar el contrato a profundidad, comprendiendo claramente las cláusulas y, de preferencia, en compañía de nuestro beneficiario para que también conozca las condiciones.

Adjudicación de seguros no contratados

Desde hace un par de años se puso de moda que una entidad financiera nos “regale” un seguro de protección familiar o de vida, por medio de una llamada telefónica en la que nos explican que se hará un cargo por cierta cantidad mensual de nuestra cuenta de débito o crédito, para posteriormente ser un cargo recurrente y difícil de cancelar. Los promotores de estas instituciones prometen premios o promocionas, pero no indican costos anuales, coberturas, vigencias ni exclusiones.

Otra estrategia es colocar opción para contratar un seguro cuando retiramos dinero del cajero automático, el usuario de forma distraída puede presionar el botón equivocado y quedarse con cargos mensuales de más de 300 pesos por un producto que no adquirió de forma consciente.

Falsa información del agente de seguros y la propaganda

Muchos agentes de seguros no conocen cada producto que ofrecen, o con tal de hacer la venta, prometen mayor cobertura que la real; lo mejor que podemos hacer es leer detalladamente la póliza y hacer todas las preguntas necesarias para comprender cada punto.

Definiciones confusas o capciosas

Debemos comprender que a veces las aseguradoras definen algunas palabras a su propia conveniencia, por lo que es mejor aclararlas antes de firmar; por ejemplo podemos ver la palabra “inundación” y pensar que el contrato cubrirá un desastre natural que afecte nuestro hogar, pero la aseguradora sólo se refiera a desperfectos como la ruptura de una tubería.

Si usted o algún conocido ha sido víctima de los abusos de una aseguradora, presente su queja ante la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), donde podrán asesorarle sobre la mejor forma de solucionar sus conflictos. En caso de no recibir una respuesta favorable, acérquese a Lex & Co, abogados de seguros expertos en el trato con aseguradoras, podemos ayudarle a obtener el pago justo o no cobramos honorarios.

Llámenos y cuéntenos su caso.

Calle California No. 130-A casi esquina Inglaterra. Col. Parque San Andrés México D.F. C.P. 04040
Tels: 6840-1076 / 6840-1077 / 6840-1078 / 6840-1079

Condusef | Aviso de Privacidad

Google+ Twitter pinterest